Cuando sea Alcalde asegurará la igualdad de oportunidades y la atención personalizada de toda la ciudadanía

Luis Salaya plantea la accesibilidad y la inclusión como uno de los principales retos de la ciudad porque es una cuestión de justicia y porque el socialismo tiene un compromiso claro con mejorar la vida de todas las personas.

Para ello, el candidato socialista tiene previsto dotar al Ayuntamiento de una oficina técnica de accesibilidad que impulse el Plan Municipal de Inclusión, coordine los trabajos de la Comisión de Accesibilidad y empodere al Consejo de la Discapacidad.

Las medidas del Plan de Inclusión se desarrollarán de manera transversal, esto es, en todas las áreas de la gestión municipal, teniendo en cuenta la perspectiva de género y atendiendo a la diversidad existente dentro de los colectivos de personas con discapacidad.

Luis Salaya reconoce que existen necesidades que deben ser abordadas de manera urgente y plantea acordar con el sector un calendario para establecer prioridades de cara al medio y largo plazo. En este sentido, señala la importancia de reorganizar los canales de participación y consulta.

Así mismo, Salaya, muestra una gran preocupación por las dificultades para la plena inclusión en el ámbito laboral y en los entornos de ocio, ámbitos en los que el ayuntamiento puede y debe ejercer sus competencias para garantizar la igualdad de oportunidades. Se contemplan medidas específicas, como cuotas, orientación y formación, para personas con discapacidad en el Pacto por el Empleo Municipal. 

Los espacios públicos de nuestra ciudad juegan un papel clave para que Cáceres se convierta en una “ciudad jugable” en la que niños y niñas, también quienes tienen alguna discapacidad o movilidad reducida, puedan disfrutar de actividades inclusivas como son los campamentos de verano.

Finalmente, el candidato socialista destaca el buen trabajo de las organizaciones del sector así como la necesidad de un mayor reconocimiento de las mismas.